Este hombre sí que era grande de verdad.

No lo conocí en persona, pero es uno de mis ídolos cofrades. Su manera de mandar los pasos, como le hablaba a sus costaleros y el sentimiento que le ponía al martillo hacen de Manolo Santiago uno de los grandes, si no el que más, de nuestra Semana Santa. Y es curioso, le ponen una avenida a cualquier personajillo y él sólo tiene una triste placa junto a Santa Catalina. Aquí os dejo este vídeo que demuestra lo GRANDE que era. Que Dios lo tengo en su gloria.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Vídeos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s